• Redacción

El Clínicas Rincón quiere bajar de la nube al Ourense Baloncesto (Viernes, 21 horas)


ClinicasHuesca-gdelcastillo-CLINICASRINCONPHOTOPRESS (59).jpg

Nuevo desplazamiento para el Instituto de Fertilidad Clínicas Rincón, que esta semana tendrá que hacer frente al Club Ourense Baloncesto en el Pazo dos Deportes Paco Paz. El viernes a partir de las 21 horas los pupilos de Paco Aurioles tendrán la siempre complicada misión de tumbar al gigante gallego en su pista, lugar donde está cimentando su grandísima temporada y donde ha conseguido la mayoría de las victorias que le mantienen en la tercera plaza de la clasificación con un total de 15 victorias.

El Clínicas llega al partido tras una intensa semana de entrenamientos, donde las dobles sesiones han sido la nota predominante. Hasta cinco sesiones han completado los malagueños en apenas tres días, tras el descanso que tuvieron los chicos después del encuentro ante Breogán Lugo. Así, el equipo puso rumbo a Ourense el miércoles por la noche, llegando a su destino el jueves por la mañana para descansar y preparar el partido en las mejores condiciones. El mismo jueves, de 16 a 18 horas, el equipo se ejercitará en el lugar del partido, y volverá a hacerlo el viernes por la mañana en una corta sesión de tiro. Las únicas bajas serás las de Kenan Karahodzic, que viajará a Milán con Unicaja para su partido de Euroliga, y Morayo Soluade, que está entrenando al margen del equipo por motivos disciplinarios.

El potencial que tiene Gonzalo García en su plantilla es más que destacable. En sus filas cuenta con jugadores clásicos en nuestro basket nacional como Pedro Rivero o Guillermo Rejón, así como Salva Arco o Marcos Suka-Umu, ambos ex ACB con Manresa y Valladolid en la temporada 2013-2014. A ellos se les unen Darien Brothers, Edu Martínez o Deividas Busma, por lo que el plantel ourensano es de los más fuertes de la liga. Así los dicen las estadísticas y así lo marca la posición que ocupan en Adecco Oro.

Paco Aurioles habla de la semana que ha tenido el equipo en Los Guindos, donde ha trabajado a destajo para salir cuanto antes de la situación que atraviesa. “Esta semana hemos sacado cosas positivas aunque perdiéramos ante Lugo. Nos agarramos a eso para recuperar confianza. Tuvimos muchas opciones de ganar, y es el camino para seguir intentando conseguir una victoria”. A esas opciones de ganar se refiere a la hora de comentar que si hubieran estado más finos, quizá el resultado hubiera sido otro. “Está claro que Lugo es de los mejores de la liga. Fuimos capaces de competir hasta el final, y si no llega a ser por errores nuestros podríamos haber estado por encima en los últimos minutos de partido. Quizá el partido hubiera tenido otro devenir”.

El preparador malagueño tiene claro que pueden ir a Ourense pensando en hacer un buen papel, aunque sabe que el equipo de Gonzalo García es de los mejores de la liga y más en su feudo. Aún así, cree que “podemos competirle a Ourense. Es verdad que está teniendo una marcha impecable y que quiere el ascenso directo, pero vamos a intentar apurar nuestras opciones. Nos da igual que esté arriba, no miramos rivales para ganar”.

Nuevo desplazamiento para el Instituto de Fertilidad Clínicas Rincón, que esta semana tendrá que hacer frente al Club Ourense Baloncesto en el Pazo dos Deportes Paco Paz. El viernes a partir de las 21 horas los pupilos de Paco Aurioles tendrán la siempre complicada misión de tumbar al gigante gallego en su pista, lugar donde está cimentando su grandísima temporada y donde ha conseguido la mayoría de las victorias que le mantienen en la tercera plaza de la clasificación con un total de 15 victorias.

El Clínicas llega al partido tras una intensa semana de entrenamientos, donde las dobles sesiones han sido la nota predominante. Hasta cinco sesiones han completado los malagueños en apenas tres días, tras el descanso que tuvieron los chicos después del encuentro ante Breogán Lugo. Así, el equipo puso rumbo a Ourense el miércoles por la noche, llegando a su destino el jueves por la mañana para descansar y preparar el partido en las mejores condiciones. El mismo jueves, de 16 a 18 horas, el equipo se ejercitará en el lugar del partido, y volverá a hacerlo el viernes por la mañana en una corta sesión de tiro. Las únicas bajas serás las de Kenan Karahodzic, que viajará a Milán con Unicaja para su partido de Euroliga, y Morayo Soluade, que está entrenando al margen del equipo por motivos disciplinarios.

El potencial que tiene Gonzalo García en su plantilla es más que destacable. En sus filas cuenta con jugadores clásicos en nuestro basket nacional como Pedro Rivero o Guillermo Rejón, así como Salva Arco o Marcos Suka-Umu, ambos ex ACB con Manresa y Valladolid en la temporada 2013-2014. A ellos se les unen Darien Brothers, Edu Martínez o Deividas Busma, por lo que el plantel ourensano es de los más fuertes de la liga. Así los dicen las estadísticas y así lo marca la posición que ocupan en Adecco Oro.

Paco Aurioles habla de la semana que ha tenido el equipo en Los Guindos, donde ha trabajado a destajo para salir cuanto antes de la situación que atraviesa. “Esta semana hemos sacado cosas positivas aunque perdiéramos ante Lugo. Nos agarramos a eso para recuperar confianza. Tuvimos muchas opciones de ganar, y es el camino para seguir intentando conseguir una victoria”. A esas opciones de ganar se refiere a la hora de comentar que si hubieran estado más finos, quizá el resultado hubiera sido otro. “Está claro que Lugo es de los mejores de la liga. Fuimos capaces de competir hasta el final, y si no llega a ser por errores nuestros podríamos haber estado por encima en los últimos minutos de partido. Quizá el partido hubiera tenido otro devenir”.

El preparador malagueño tiene claro que pueden ir a Ourense pensando en hacer un buen papel, aunque sabe que el equipo de Gonzalo García es de los mejores de la liga y más en su feudo. Aún así, cree que “podemos competirle a Ourense. Es verdad que está teniendo una marcha impecable y que quiere el ascenso directo, pero vamos a intentar apurar nuestras opciones. Nos da igual que esté arriba, no miramos rivales para ganar”.